POR: Fernanda Batalla

Blog

Guerra del agua Cochabamba

la guerra del agua de 2000 comienza con Bechtel, compañía dedicada a la ingeniería en Estados Unidos, que trabaja en alrededor de 50 países en todo el mundo, con proyectos inolvidables como el Eurotúnel, el Metro de San Francisco, la ciudad industrial de Jbail, el Kingdom Centre en Arabia Saudita, y por supuesto, la Presa Hoover entre Arizona y Nevada.

La compañía no esconde que peca de excelentes relaciones con la Familia Real Saudí, así como con gobiernos de muchos países del mundo, así como con la familia de Bin Laden, de manera que se hizo cargo de la reconstrucción de Irak post invasión de Estados Unidos.

La guerra del agua de 2000 no es la única piedra en el zapato de Betchel, pues han sido ligados con una mala gestión en numerosos proyectos, así como de extracción ilegal de recursos materiales en la República Democrática del Congo, con lo cual ha logrado figurar como un enemigo de la causa sostenible. 

Cochabamba, Bolivia

Al comienzo del año 2000, la ciudad de Cochabamba, en Bolivia, fue plaza de manifestaciones contra el sistema de provisión de agua, que fuera subsidiaria de Bechtel, misma que se veía amenazada al ser controlada.

Ciudades cerradas, carreteras bloqueadas fueron las formas de protesta por parte de los ciudadanos, en las que hubo un fallecido y más de cien heridos. 

En Bolivia, muere uno de cada veinte niños antes de los tres años, siendo una de las causas más comunes la falta de agua limpia. 

La guerra del agua de 2000 no comenzó en el año 2000, el territorio de  Cochabamba se componía de lagos y lagunas con un clima cálido, de los cuales los residentes no ejercían el control.

La ciudad creció exponencialmente en pocas décadas gracias a su riqueza líquida, coincidiendo en la época de un colapso económico en Bolivia debido a la complejidad en el sector minero, específicamente por la plata y estaño. 

Con el crecimiento de la ciudad, crecía la necesidad de recursos como el gas, electricidad, y por supuesto, el agua, líquido vital, mismo que estaba siendo sobre explotado para ese momento debido no sólo a la demanda, sino por la deforestación de las montañas adyacentes. 

Al ser Bolivia una nación que padece de pobreza crónica, las posibilidades de implementar sistemas de saneamiento, distribución y suministro de agua han sido muy limitadas.

Fue necesario perforar grandes pozos por parte de los ciudadanos con mayor poder adquisitivo, y para el resto de la población únicamente quedó la opción de adquirir agua por una exagerada cantidad a los camiones cisterna.

Eb 1967, Cochabamba adquirió un préstamo por 14 millones de dólares por parte del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para desarrollar su provisión de agua.

Como bien es conocido, la ayuda monetaria no es más que un disfraz de control a cambio de recursos, con lo que se impusieron medidas a Bolivia, entre las cuales figuraba la creación de una nueva empresa pública para la regulación de agua: el Servicio Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (SEMAPA).

Escasez de agua en Cochabamba

SEMAPA, como muchas otras instituciones, fue víctima de la corrupción y cuna de favores políticos, que eventualmente fragmentó a la ciudad en los que sí tenían agua, y los que no. 

Para obtener suficiente agua que suministrara a la ciudad, se tomaron medidas como perforar más de 60 pozos, mismos que se localizaban no solo en Cochabamba, sino en zonas aledañas utilizadas por campesinos que veían afectada su cosecha. 

Al evidenciar los daños provocados por las perforaciones, los campesinos iniciaron una serie de protestas violentas contra la empresa, dando lugar a la Guerra de los Pozos, la cual se resolvió con compensaciones económicas y acuerdos de cooperación.  

Cooperación Internacional o ¿“Cooperación Internacional”? 

Privatización del agua en Cochabamba

Con la entrada del Banco Mundial, se abrió camino para desarrollar una estrategia para brindar el acceso al agua en países en desarrollo, siendo el caso boliviano, y con plan, nos referimos a una -privatización-, con la cual los gobiernos entregaban las empresas públicas de agua a corporaciones privadas. 

En febrero de 1996, el gobierno de Cochabamba solicitó un préstamo en calidad de urgencia por 14 millones de dólares para SEMAPA, lo que incide en la condición de privatizar la misma. 

Bechthel Enterprises

“Aguas del Tunari”, empresa creada para la privatización del agua en Cochabamba, firmó un acuerdo con el gobierno de Bolivia a puerta cerrada, que le otorgaba el control del agua por un periodo de 40 años.

Los campesinos, obreros, ambientalistas y ciudadanos comenzaron a padecer los efectos de Betchel, teniendo como resultado el bloqueo de las carreteras durante 48 horas, lo que condujo a una rebelión unificada contra el plan gubernamental, la cual llamaron “La Coordinadora por la Defensa del Agua y de la Vida”.

“Hemos peleado por conservar los sistemas de agua que nosotros mismos hemos construido con nuestras manos; tanques, pozos, cañerías”. – Abraham Grandydier, organizador clave de LCDAV.

La guerra

Aguas del Tunari Cochabamba

A partir de la entrada de Betchel en Cochabamba, los usuarios recibieron facturas con alzas del 50% o más, datos que Bechtel pretendía desmentir argumentando un alza del 10%, nunca comprobado. 

El 11 de enero de 2000, LCDAV organizó un bloqueo total de la ciudad, incluyendo el aeropuerto y los autobuses exigiendo la reversión de las tarifas de agua y la abolición de la nueva ley de aguas.

En ese momento Hubo Banzer Suárez encabezaba Bolivia, hecho que al pueblo de Cochabamba le parecía un abuso lleno de corrupción, que no estaba dispuesto a negociar con LCDAV, con quienes al evidenciar la seriedad de la situación, lograron llegar a un acuerdo: el gobierno se comprometía a investigar las tarifas y la nueva ley de aguas en tres semanas, y por su parte, los ciudadanos dejarían de pagar las facturas de consumo de agua. 

En febrero, al no recibir los pagos por las facturas de consumo de agua, más de 1,000 policías armados ocuparon el centro de la ciudad, lo que significó una declaración de guerra contra ellos por parte de su propio gobierno. 

Evo Morales

Los productores de coca del Chapare, encabezados por Evo Morales, se sumaron a la causa, sumando con sus años de experiencia en las tácticas de resistencia.

Con más de 175 heridos por la policía en dos días, el gobierno perdió legitimidad pública respecto al agua. 

En ningún lugar se había logrado cancelar un contrato con una multinacional, por lo que LCDAV lanzó una consulta popular, con lo que sondearon a más de 60,000 residentes, del cual el 90% apoyo la cancelación del contrato con Betchel. 

“La última batalla”

En abril de 2000, LCDAV amenazó con iniciar una huelga general y un bloque de carretas hasta obtener una resolución, lo que llevó a una paralización de Cochabamba, llevando a funcionarios y líderes de LCDAV a negociaciones en la guerra del agua de 2000

Y entonces ocurrió, cayeron en la trampa de Banzer, arrestando a los representantes de LCDAV.

Bolivia, la Guerra del agua

En una última reunión mediada por el Arzobispo de Cochabamba, los residentes dieron aviso por medio de las campanas de la iglesia que los soldados llegaban a invadir la ciudad, provocando incertidumbre y violencia en las calles. 

Banzer ya se encontraba entre la espada y la pared, por lo que momentos después, se informó que estaban a punto de lograr la primera victoria contra el modelo económico neoliberal.

Lamentablemente eso no fue todo, ya que públicamente Banzer negaba tal hecho, con lo que los representates de LCDAV optaron por ocultarse pues arrestaron a todos quienes pudieran encontrar, suspendiendo los derechos constitucionales, declarando toque de queda, cortando la electricidad y citaron la emisión de antenas de radio. 

Los “guerreros del agua” regresaron a la ciudad para enfrentarse a Banzer en una batalla sangrienta, lo que terminó en una declaración el 10 de abril, en donde se informaba que los funcionarios de Bechtel habían huido del país, por lo que el gobierno boliviano declaró la anulación del contrato.

Reflexiones finales 

Privatización del agua, de Madrid a Cochabamba - Todo Por Hacer

El agua es el líquido vital para los seres vivos, por lo que la injerencia de una corporación neoliberal es inaceptable, el agua no es un recurso que se deba privatizar, no es un recurso que se deba dejar en manos de extranjeros ni regular por acuerdos corruptos. 

Una vez más el Internet nos sirvió como arma suave, ya que, no estuvieron presentes reporteros norteamericanos, ni se habló del tema en los periódicos.

Fue el Internet quien se encargó de dar a conocer la guerra del agua de 2000.

La presencia de Estados Unidos en Cochabamba no fue simple empresarial, fue un modo de control desde la intervención del Banco Mundial exigiendo regulaciones en su gobierno, así como en sus instituciones públicas. 

El hemisferio sur continúa sufriendo los estragos provocados por los saqueadores del norte, un círculo vicioso del cual salir es poco esperanzador al ser uno más de los títeres de Estados Unidos. 

Es necesaria la educación política para comprender la dimensión de la guerra del agua de 2000 y en el mundo.


Fernanda Batalla es Egresada de la Licenciatura de Relaciones Internacionales por la Universidad del Valle de México, Diplomada por FCA International en Diplomacia Comercial y en Dirección Estratégica de Empresas Internacionales.

Directora General de Mercadotecnia y Medios en CEIM.

Experiencia profesional en el Instituto Nacional de Migración y en el Instituto Yucateco de Emprendedores.


Los puntos de vista y opiniones expresados ​​aquí son los del autor y no reflejan necesariamente la política o la posición de CEIM. Cualquier contenido proporcionado por nuestros bloggers o autores es de su opinión. El contenido de este sitio no constituye el respaldo de ninguna afiliación política y no refleja las opiniones de los miembros del personal y la dirección.

Z

FECHA DE PUBLICACIÓN

julio 27, 2021

CONOCE MÁS DE LOS SERVICIOS EDUCATIVOS QUE OFRECE EL CENTRO DE ESTUDIOS INTERNACIONALES DEL MAYAB

Curso Taller Egel PLUS Relaciones Internacionales

Curso Taller Egel PLUS Relaciones Internacionales

¿A quién va dirigido? Estudiantes de licenciatura en Relaciones Internacionales próximos al egreso. Área de conocimiento Relaciones Internacionales.   Objetivo Preparar al sustentante para el Examen General para el Egreso profundizando en los grandes temas de la...

leer más

¿Deseas contactarnos?

CORREO

info@ceim.com.mx

TELÉFONO

+52 1 999 133 5791

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES

Llena este formulario y contacta a uno de nuestros asesores educativos

Conoce nuestros cursos y talleres

Curso Taller Egel PLUS Relaciones Internacionales

Curso Taller Egel PLUS Relaciones Internacionales

¿A quién va dirigido? Estudiantes de licenciatura en Relaciones Internacionales próximos al egreso. Área de conocimiento Relaciones Internacionales.   Objetivo Preparar al sustentante para el Examen General para el Egreso profundizando en los grandes temas de la...

leer más
¡Contáctate!
¡Hola! ¿en qué podemos ayudarte hoy?
¡Hola! ¿en qué podemos ayudarte hoy?